Skip to content

LOS ESCLAVISTAS DE CATÁN

by en 15/02/2010

Bien, resulta que en nuestra isla favorita ya estaba habitada cuando llegamos. No obstante, los colonos de Catán no se detienen ante nada y no dudarán en esclavizar a los nativos de la isla en sus ansias expansionistas.

Los esclavistas de Catán” es una ampliación casera de reglas del juego “Los colonos de Catán” en la que los jugadores tienen la opción de emplear esclavos en sus territorios para producir más. Estas reglas son compatibles con la mayoría de expansiones de “Los colonos de Catán“. “Los esclavistas de Catán” es obra de Gabrielmaster y no es una expansión oficial. Si la pruebas, no dejes de poner un comentario con tus impresiones.

NOTA IMPORTANTE: “Los esclavistas de Catán” es un conjunto de reglas inventadas que no expresan la opinión del autor acerca de la esclavitud y sirve, fundamentalmente, para dar mayor profundidad a las partidas. El mundo de los colonos de Catán es un entorno medieval en el que la guerra, las enfermedades y la esclavitud son cosas habituales o, al menos, más frecuentes.

Necesitarás:
-Fichas para representar los nativos de Catán.
-Peones de diferentes colores para representar a los esclavos de los colonos.

Preparación:

Tribus libres vivir felices en Catán hasta que hombres blancos llegar…

Al inicio de la partida deben colocarse tantas fichas de nativos como jugadores haya. Para ello, tira los dados y coloca las fichas en las casillas que indique el dado. Si sale un número del que hay varias casillas, elige una al azar. Si sale un 7, coloca los nativos en el desierto.

Capturando esclavos y poniéndolos a trabajar:

Los colonos se asientan en Catán y descubren que no están solos. Las tribus nativas son lo bastante ingenuas y atrasadas como para poder capturarlas y explotarlas. En poco tiempo, la mayor parte de los nativos están cubiertos de cadenas trabajando en los campos y minas de los colonos

El primer jugador que construya un pueblo en un hexágono que contenga una ficha de nativos coge dicha ficha.
Al inicio de su turno después de haber tirado los dados, un jugador puede cambiar las fichas de nativo que tenga por peones de su color para representar a los esclavos. Los esclavos se pueden colocar en cualquier hexágono donde el jugador tenga algún pueblo o ciudad. No hay límite a la cantidad de esclavos que pueda haber en un hexágono, sean del jugador que sean.
Si en los dados sale el número de una casilla que contenga esclavos, el jugador dueño de los esclavos robará una carta adicional de materia prima (no bienes de comercio si se juega con la expansión “Ciudades y Caballeros“). Los esclavos no duran siempre: la primera vez que se emplea un esclavo, coloca el peón tumbado para indicar que están en las últimas. La segunda vez que se emplee un esclavo deberá retirarse el peón del tablero.

Alimentación, liberación y comercio de esclavos:

El duro régimen de vida de un esclavo hace que su esperanza de vida sea muy corta. Los colonos más benévolos invertirán una parte de sus recursos en tener bien alimentados a sus esclavos pero en el caso de los más despiadados la única esperanza de los esclavos es esperar la liberación

Los esclavos pueden intercambiarse entre jugadores como parte de los tratos comerciales. Un peón de esclavos tumbado se cambia en el mismo estado que está. Cuando un peón de esclavos cambia de dueño, su nuevo propietario lo coloca en el hexágono que prefiera donde tenga un poblado o ciudad.
Un jugador puede decidir recuperar un peón de esclavos tumbado gastando una carta de trigo o de oveja en su alimentación.
Los esclavos de un hexágono se retiran del juego si el ladrón se coloca allí.
Si se emplea la expansión “Ciudades y Caballeros”, los jugadores pueden capturar esclavos enemigos con sus caballeros. Un caballero puede desactivarse para tomar el control de todas las fichas de esclavos que haya en un hexágono en el que esté.

Nativos supervivientes:

A medida que los colonos se expanden, las tribus nativas se retiran a territorios cada vez más inaccesibles donde nadie vaya a molestarles“.

Cuando la tirada de dados indique el número de un hexágono del que nadie roba nada, coloca una ficha de nativos en dicho hexágono. Excepción: si sale 7 no se coloca ficha de nativos.

Probad estas reglas y ya diréis que os parecen.

Anuncios

From → Juegos

Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: